¡Cuanto dan gloria a Dios por el proceso en nuestras vidas!

Lo decimos después de haber pasado la prueba!, pero aquellos que están en el proceso, difícilmente dan gloria a Dios, y esto es así porque la  prueba la mayor parte del tiempo DUELE, esta parte es así porque simbólicamente hablando «somos barro en la mano del alfarero», quiere decir que nuestras vida sin Dios nos llevo a un punto en donde, no podemos defendernos contra las barreras que nos lastimas y golpean, manteniendonos en ese estado, hasta terminar el proceso. pero le cuento UN SECRETO el proceso termina para los que se mantienen confiando en el Señor Jesús y esto es así porque el Rey de Gloria nunca se aparta de nosotros en ese lugar. ¿Quieres Saber Mas?

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *